Saltar al contenido
Tienda online de artículos de YUTE

¿Cómo teñir correctamente la tela de yute?

La tela del yute es popular por su rudeza, su fuerza y durabilidad, también se caracteriza por ser una tela muy tosca en ciertos ambientes, pero sensible al suavizante, o a los malos lavados de esta misma, ya que se pueden llegar a deteriorar de manera considerable sus fibras entrelazadas. El yute es muy famoso debido a sus propiedades utilizables en el ámbito de la decoración, y uso como recurso en trabajos de carga, debido a su gran resistencia y fortaleza.

El yute, sin embargo, representa una parte decorativa en los hogares, esto debido a que sus propiedades lo permiten. El yute se puede usar como sostén de una silla, como alfombra, o como cortina, esto debido a su tosquedad, su flexibilidad como tela dura, y su grandísima durabilidad. Cuando hablamos en modo decorativo, el yute se puede teñir de cierta manera para así combinar junto el resto del hogar, dependiendo de los colores primarios y secundarios dentro del hogar.

Pasos para teñir el yute:

El yute es una tela fuerte, sí, pero compleja al momento de teñirla para actividades manuales o decorativas. Por ello se deben seguir unos pasos a seguir para realizar este procedimiento de manera correcta:

1.      Elegir bien el tinte:

El tinte es algo importante en este procedimiento, se debe elegir un tinte que sea lo suficientemente bueno, para que logre con éxito el cambiar el color por completo de las fibras del yute.

2.      Desenredar la cuerda

Muchas veces las fibras están muy enredadas, lo cual causa que sea difícil manipularlas, se debe desenredar con cuidado, de que esta no se rompa.

3.      Remojar en agua tibia

Para tener un mejor resultado, se debe remojar la cuerda, esto para que la cuerda tenga mayor absorción, luego de remojarla en agua tibia, se debe escurrir, casi totalmente, hasta el punto de que quede un poco húmeda.

4.      Calentar el tinte

Poner 2/3 de agua a hervir, luego de que esté hirviendo bajar a fuego lento, se debe hacer en una olla que no sea para cocinar ya que pueden quedar residuos.

5.      Poner a tintar la tela

Después de que la tela esté enrollada adecuadamente, se debe sumergir dentro del agua con tinte, dejar allí durante un buen tiempo, luego echar vinagre, esto para avivar los colores .